El Hospital Universitario del Vinalopó ha superado los 20.000 partos desde su apertura en 2010

Anuncios

  • El área del paritorio se convierte en un referente en parto respetado y humanizado
  • Las matronas organizan visitas guiadas para futuras mamás con el objetivo de minimizar estrés emocional

Elche – 21 de febrero de 2024   El Hospital Universitario del Vinalopó, del grupo sanitario Ribera, ha superado ya los 20.000 partos desde su apertura en 2010 convirtiéndose así en un referente en parto respetado y humanizado. Vinalopó es uno de los hospitales de la provincia con más partos, debido a que mujeres de muchos municipios de Alicante escogen Vinalopó para dar a luz gracias a su plan de humanización del parto. Sólo en 2023, se han registrado un total de 1.274.

Cabe recordar que el hospital ilicitano gestionado por Ribera dispone de 8 salas de dilatación, parto y recuperación individuales y equipadas con la última tecnología.  Los monitores de cada uno de los paritorios se centralizan y visualizan fuera de estas salas, con el objetivo de favorecer la comodidad y la intimidad de la madre y de su acompañante durante todo el proceso y garantizar la seguridad clínica tanto del feto como de la madre.

El Hospital Universitario del Vinalopó, gracias a la utilización de aparatos de control fetal inalámbricos, se favorece la movilidad total de las mujeres, posibilitando incluso el ejercicio físico con colchonetas y pelotas.

Otra de las principales ventajas es la cama articulada del paritorio que permite a la mujer dar a luz en la postura que ella escoja.  Destacar que una vez iniciada la lactancia materna en el propio paritorio, la madre es trasladada a la planta de hospitalización, también a una habitación individual, donde recibe la visita de los profesionales que asistieron el parto y donde es atendida por el personal de enfermería. La tasa de lactancia materna al ingreso es del 80.5%.

En este sentido, las embarazadas pueden escoger el aroma, el tono de luz e incluso la música que desean escuchar durante el proceso de dilatación y el parto. Se favorece el papel del acompañante, la realización de ejercicios en la sala de dilatación y la aplicación de la anestesia epidural está garantizada, siempre y cuando no haya ninguna contraindicación. Además, aquellas embarazadas que lo deseen, pueden conocer la sala donde darán a luz de forma previa en una visita guiada al hospital.